Síguenos en

ElMundo.es. EUROPA PRESS

ESTA PRÁCTICA HA AUMENTADO UN 87% EN DIEZ AÑOS





MADRID.- La mitad de las mujeres españolas embarazadas menores de 18 años recurren al aborto, práctica que para el conjunto de la población casi ha aumentado en un 87% entre 1990 y 2001, pasando de 37.231 a 69.857.

Del total de abortos de 2001, más del 40% fueron practicados a mujeres menores de 25 años, según un estudio del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC).


Según el informe, elaborado por la investigadora Margarita Delgado, mientras, para el conjunto de la población la proporción de abortos sobre embarazos es de un 15%, lo que supone que este porcentaje prácticamente se ha duplicado en la década estudiada, ya que se situaba en el 8% en 2001.


Las adolescentes han pasado de una tasa de abortos del 21% en 1990, al 50% en 2001.

También es elevado el crecimiento de la tasa de abortos entre las jóvenes entre 18 y 19 años, que ha pasado del 20,2% en 1990 al 43,22% en 2001.


 


Las cifras se duplican


 


En la misma línea, las jóvenes embazadas entre 20 y 24 años abortan en un 31% de los casos, frente al 11% de 1990.

En cualquier caso, la proporción de abortos sobre embarazos ha mantenido un crecimiento constante para el conjunto de las mujeres entre 15 y 49 años y, según datos provisionales de 2002, en la actualidad se sitúa casi en un 16%.


Las interrupciones voluntarias del embarazo en adolescentes han aumentado progresivamente desde 1990 a pesar de que la tasa de embarazos registró un descenso entre 1990-1995 para volver a crecer en el segundo lustro de la década.


 


Medidas preventivas


 


A juicio de la autora del estudio, el crecimiento de los abortos entre adolescentes obliga a reflexionar sobre las medidas necesarias para evitar embarazos no deseados.


"Las cifras sobre adolescentes españolas son peores que las que ofrecen países de nuestro entorno.

España se sitúa en una posición media alta y va a contracorriente de la UE, donde tiende a disminuir el número de abortos", ha informado.


A su juicio, es necesario hacer más hincapié en la educación sexual de los niños, incorporándola al currículo desde edades tempranas a fin de que llegado el momento estén informados y concienciados de la necesidad de utilizar métodos anticonceptivos.


La influencia de la población extranjera


La investigadora no descartó tampoco la influencia que pueda tener la población extranjera en la evolución de estos datos, aunque precisó que "lamentablemente" el Ministerio de Sanidad no tiene en cuenta este dato a la hora de realizar su boletín epidemiológico.


El estudio también recoge la situación por comunidades autónomas y destaca que Baleares (20%) y Asturias (19%) son las comunidades con mayor porcentaje de abortos sobre embarazos en 2001.

No obstante, el mayor crecimiento se ha experimentado en Andalucía.


Delgado presentó también una página Web de salud reproductiva, cofinanciada por los laboratorios Schering España, que ofrece información sobre estos temas, prestando especial atención al grupo de las adolescentes.